Bérchules

Historia

Situada en plena comarca de la Alpujarra, en medio de un paraje de singular belleza y con casas típicas escalonadas de tejados planos, el origen de Bérchules puede situarse entre los siglos VIII y IX y su fundación se debe a los árabes. Posteriormente se fueron agregando alquerías próximas y en un principio independientes, una de las cuales, que forma ahora el barrio bajo, aún conserva un nombre que se deriva del árabe original: Aynalcútar. Como toda la comarca, tuvo especial protagonismo durante la rebelión de los moriscos en el siglo XVI y sufrió las consecuencias de la represión posterior y, sobre todo, de la expulsión de éstos, tras su derrota a manos de Juan de Austria. Tuvo posteriormente que ser repoblada.

Fiestas

Celebran Los Bérchules fiestas en honor de San Marcos, patrón de los animales. Se da la circunstancia que aquí el santo sale en procesión acompañado de otro santo, muy relacionado con las tareas agrícolas, San Isidro. A finales de julio tiene lugar la romería de San Pantaleón. En Alcútar se festeja en agosto, al Santo Cristo.

Lugares de Interés

Cabe destacar una casa morisca del siglo XV que se encuentra muy deteriorada, la cueva donde se refugiaba Ibn Abuc y la llamada Fábrica de los Moros en Río Chico. La iglesia parroquial de San Juan Bautista, con artesonado y torre mudéjares, data del siglo XVI; la iglesia de Santa María la Mayor es del siglo XVIII. Peculiaridades Se trata de un lugar de altos miradores con magnificas vistas a la comarca y con diversas fuentes y manantiales de algunos de cuyos caños salen aguas fuertemente ferruginosas y carbonatadas. La peculiaridad principal de Bérchules, sin embargo, es la celebración desde hace unos años de la Nochevieja en pleno mes de agosto, tradición que se inició por un inesperado corte en el suministro de energía eléctrica poco antes de la medianoche un 31 de diciembre, lo que impidió seguir las doce campanadas y tomar las correspondientes uvas. Los vecinos, animados por el Ayuntamiento, decidieron realizar un acto reivindicativo, que al mismo tiempo fuera lúdico, y se reunieron en la plaza para tomar esas uvas un fin de semana de agosto; pero fue tal la repercusión que el hecho insólito tuvo en los medios de comunicación, que se ha repetido cada año desde entonces con asistencia de casi diez mil personas llegadas de numerosos y a veces lejanos lugares, y con reflejo en los periódicos, emisoras de radio y televisiones de medio mundo.

Gastronomía

EL VERGEL Y LAS HABICHUELAS DE BÉRCHULES. Unos dicen que Bérchules significa "Bérchele, Buryil" puerto o paso estrecho. Otros dicen que el nombre viene de vergel a "bergeles", que los moros cambiaron a Los Bérchules actual. La verdad es que el paraje es rico en castaños y caños de agua que riegan sus bancales famosos por sus habichuelas verdes. Tiene una romería muy culinaria pues el santo, San Marcos lleva al cuello una rosca de pan bendecido y otras que se entregan a los romeros, que lo sacan con San Isidro. Destacar las truchas que se capturan en el río Grande y el río Chico los que unidos serán el Cádiar, y más tarde Guadalfeo. Cuentan con una fuente que abre las ganas de comer y de casar: la de Las Carmelas, en honor a un cura de esta orden carmelita, que fue párroco local. Cuando el frío aprieta se hacen migas, además de jamones y embutidos. Sobrehúsa de habichuelas 1 kg de habichuelas 3 dientes de ajo 2 pimientos secos 1 rebanada de pan 100 gr de almendras Agua Sal a convenir Vinagre de vino Aceite de oliva virgen extra. Elaboración: Se hierven las habichuelas, previamente limpias y eliminadas las partes mas duras. Escurrir y reservar. En un recipiente amplio echamos un poco de aceite de oliva y freímos dos ajos, el otro se pasa al mortero. Freír la rebanada de pan, las almendras, los pimientos y se machacan. Rehogar las habichuelas en el aceite de haber frito lo anterior, dándole un toque de sal y vinagre. Echar en la cazuela grande con un poco de agua y el majado. Hervir unos 10 minutos y servir calentito.

Fuente: IDEAL